domingo, 3 de abril de 2011

VOCABULARIO (26): ESQUIZOFRENIA


Dividir, escindir, quebrar, hendir, romper, etc. Trastorno de la conciencia, desdoblamiento de la psique. Esto sentencia la definición esquizofrénica. Pero surgen las dudas cuando consideramos que la conciencia no se produce más que en la división, a partir de la separación e identificación de dos planos separados. Si el esquizofrénico divide su ser, tal vez se deba a que en su experiencia de lo real no encuentra la clave que lo adapte a la división cotidiana y general de la conciencia.  

No soy psiquiatra ni experto en el tema, pero leo interesado lo que dos profesionales del gremio van explicando en El misterio de nuestro mundo de René Girard. Se trata de sus dos interlocutores a lo largo de todo el libro, Jean-Michel Oughourlian y Guy Lefort, que sólo en este punto toman el mando para ser ellos los que capitalicen el discurso. El ser del hombre parece huir de la indiferenciación, buscando la división, el entramado de lo dual, una identidad más o menos blindada, una separación fija. Es, por tanto, la unidad que ahoga la que lo conduce a proyectar su propia dualidad. No sería éste un caso de caída fuera de la estructura de la normalidad, sino la más fiel profundización en la misma; no hay regreso hacia un subconsciente unificador y extrahumano, sino hundimiento en la norma del ser del hombre, en la regla que fundamenta todo su universo (pensamiento, instituciones, etc.). Lo que se suele percibir, desde fuera, como una perturbadora desestructuración, no es más que el deseo de estructuración más fundamental, el ansia por la otredad desarrollado a partir de la más espectral fuerza imaginativa de la mente. La lógica de la escisión, la necesidad de la diferencia, de la alteridad, siempre en los dos casos, aunque formalizado de manera distinta. El bicho esquizo siempre presente, unas veces designado por lo general, otras elaborado por lo propio, es el mediador del yo, el modelo que dirige sus pasos, en un proceso de construcción hacia no se sabe donde. 


Algunos de estos bichos se heredan. Jodorowsky heredó el suyo, 'el Rebe', personaje que nació de la esquizofrenia de su abuelo paterno, un extraño y bondadoso judío ruso emigrado a Chile. Él era huérfano y creó el Rebe (de nuevo, la unidad blindada, la soledad angustiosa que promueve la escisión del sí mismo), después se lo pasó a su hijo y de éste lo heredó el nieto, Jodo. Su padre le dijo: "El Rebe te educará". Le enseñó a leer a los 5 años, fue su mentor interior y sigue con él hasta hoy. Una buena muestra de esa especial relación podemos apreciarla en el video de arriba.

21 comentarios:

Huatim dijo...

Muy interesante.

Luisa dijo...

Esta entrada me gusta particularmente, siento curiosidad por el mundo de la esquizofrenia, siempre he pensado que el tratamiento es erróneo, los mantiene ahí, pero faltan avances, mejores resultados.
Pudiera ser que en esa "división necesaria" precisamente sea la unión lo que no se consiga, la unión de la división. En esa separación de los dos planos hay un nexo que los une, puede que ese nexo sea lo resquebrajado.
No entiendo apenas nada de la esquizofrenia, pero pensando en sus palabras he recordado un episodio que ocurrió y enlazo. Una científica vivió una experiencia real que creo que aunque no tenga nada que ver, si tiene un pequeño hilo comparativo, o yo se lo veo.
Ya digo que igual no he entendido nada de nada, pero lo pongo, me parece interesante.
También creo que ayuda mucho la dedicación personalizada por expertos, cosa difícil.

http://www.youtube.com/watch?v=wsvlhmdFulU&feature=player_embedded

No he podido descifrar el vídeo, que ha puesto, pero ya lo descifraré.
Muy interesante entrada, le felicito.

Saludos.

Sonja dijo...

Yo tampoco soy experta pero tiende a confundirse el trastorno disociativo de la personalidad (doble personalidad)con la esquizofrenia.

"la conciencia no se produce más que en la división, a partir de la separación e identificación de dos planos separados".

Eso por ejemplo yo diría que es lo que no consiguen los psicópatas.

Vaya con el del video, casi pega al entrevistador, seguro que si éste le hubiera encajado el objetivo en el ojo no habría gritado "I love violence", o igual sí a saber, hay gente pa tó.

Horrach dijo...

Gracias, Huatim.

Luisa, mi intención es sacar a colación, a cuwenta de la tesis, las tesis de Girard sobre la esquizofrenia y la paranoia, por ejemplo, que considera rasgos presentes en todo ser humano, aunque con grados diferentes. Son elementos que pertenecen a lo que podríamos llamar 'configuración de identidades' (expresión importante en mi tesis), y el agravamiento hacia los peores grados sería lo que consideraríamos patológico o enfermedad.

Sonja, debo matizar que no soy un incondicional de Jodo. Pero determinadas facetas suyas me parecen interesantes y curiosas.

saludos a los tres

Luisa dijo...

Comparto y me gusta la idea de que "todo ser humano tiene rasgos presentes" no me la esperaba y me sorprende, es algo que me parece de mentes abiertas, con una gran lógica.
Ya me han traducido el vídeo...
Una cosa que creo seria interesante estudiar, es como la agresividad, el entorno y como no, los tiempos que vivimos de destellos, competitividad, el miedo que crea eso, incluida una paranoia casi justificada, influye en el despertar de la esquizofrenia.
Pienso que tiene que ser una tesis mas que interesante la de Girard

Artqwin dijo...

Las enfermedades mentales son las grandes desconocidas, es de suponer que por la complejidad del cerebro, del estómago dirían anteriormente. He tenido ocasión de tratar con una persona diagnosticada con esquizofrenia, que se niega a aceptar su diagnóstico y sólo se medica a temporadas, y es algo que no tiene, no sé, por dónde llegar, no se les puede alcanzar mediante la razón y a veces tampoco por el sentimiento. También conozco a alguien, no diagnosticado y no reconocido pero que lo es, de toda evidencia, paranoico; convencido de que le persiguen y ese tipo de cosas. Se agrava con el estrés. Y como dicen, se resiste a cualquier tipo de análisis lógico, por su parte. ¿Se apegan al "simbolismo" de sus sentimientos en vez de a la "realidad"? Es así como podríamos interpretarlo, en un cierto modo poético, los que lo vemos de fuera o no tan fuera; supongo que todos pasamos por etapas un poco "esquivas" de la realidad, de un modo más o menos intenso que pueden acercarnos algo a esa realidad ajena. Aunque a veces me digo que los que consideramos locos son no los que no comprenden sino aquellos a quienes no comprendemos. De algún modo, permanecen impenetrables o más bien inalcanzables. Es un poco como si el mundo de los sueños, con su capacidad de recreación, de invención de historias, y su falta de lógica, se apoderase del mundo real. ¿Se relaciona la dopamina con el sueño? Me parece que debe, o podría, haber algún tipo de relación.
Por cierto, Luisa, el poema, tampoco yo lo entiendo del todo, creo que ningún poema es realmente comprendido por completo más que por el autor. De hecho me parece que ése es parte de su encanto, la sugerencia, condensada, más que la explicitud. Incluso diría que es parte de su naturaleza. Intentaba explicarlo un poco pero creo que explicar un poema lo destruye, de todos modos, lo más obvio está ahí, precisamente esa fractura, el dolor de aterrizar en un mundo real. El aferrarse a lo mágico, a lo que se considera tradicionalmente con un sentido más allá de la supervivencia puramente material. Bueno, algo así, no sabría decirle, es como yo lo veo; me gusta, hay algún eco. Me gusta especialmente la parte que dice eso de que está ahí, herido y lastimado por el aterrizaje. Un saludo.

Artqwin dijo...

Pues sí, aquí está:
http://www.terra.com/salud/articulo/html/sal8911.htm
Había visto en la wikipedia que se trata la esquizofrenia con algo que inhibe la dopamina, y como la realidad de ellos es como la de los sueños pues por eso me he dicho... Se ve que ya debieron pensarlo también.
A veces me pregunto si deducimos o se nos induce a deducir ciertas cosas y todo está mal de base. Porque después de todo los tratamientos que hay ahora no acaban de funcionar, habrá muchos factores. Si una terapia no funciona, no es culpa de la enfermedad, es de la terapia, eso está claro.
De todas formas siento un placer malsano, o no, cuando acierto. Saludos.

Al59 dijo...

No sé si le ha llegado noticia de las curiosas declaraciones de una cantante pop de moda, Rihanna. Cuenta la mujer que le va el sadomasoquismo y (esto es lo curioso) lo liga a los malos tratos que sufrió o presenció en su infancia. Hay algo definitivamente turbador (¿ctónico?) ahí, y me encantaría leer una reflexión al respecto: http://laprimeraplana.com.mx/2011/03/29/rihanna-confiesa-que-le-gusta-que-la-azoten-y-la-aten/

Luisa dijo...

Artqwin, si que es cierto que es curiosa la relación de la dopamina con los sueños, por como lo dicen, parece que con niveles bajos no pueden dormir, y si la aumentan casi que sueñan despiertos o hacen las funciones.
Curiosa observación.
Pero es verdad que se les baja, una de las quejas de las personas con esquizofrenia es que no pueden dormir bien y ademas duermen poco, entre otros muchos efectos castrantes. Sin embargo sueñan.
Ademas del cansancio y sensación de rotura física que sienten.
Posiblemente todo este mal de base como dice, la muestra es que no funciona aun la medicina en ese campo en cuanto a curación. Lo del "placer mal sano" es nuestro pequeño diablillo que de ven en cuando nos da alguna satisfacción, es de los mas sano.
Puedo (un poco)ser capaz de imaginar, lo real que puede ser para algunas personas eso que les dice su mente, debe ser muy duro no distinguir en ocasiones, y vivir luchando contra uno mismo.
Un amigo me pregunto un día ¿si no fueras real me lo dirías? yo le conteste que si, que porsupuesto, confió en mi palabra.

El poema Esteban Costa, la parte de volver, es la que no entendía o compartía, pero supongo que todos tenemos que aterrizar algún día heridos y lastimados como dice, pero la verdad es que el solo hecho de volver me parece triste y necesario.
Saludos

Horrach dijo...

Al59, pues no sabría decirle muy bien, que la saga ctónica la tengo algo abandonada. Pero es curioso eso que dice la cantante, pues me recuerda a otros casos algo similares. Como el del cura mallorquín Jaume Santandreu, que siempre dice que de niño fue violado por un cura. Por cierto, Santandreu es gay. Es como si se diera una proyección mimética en el agredido, que le conduce a reproducir ciertos parámetros de la agresión de la infancia (Rihana simplemente con las maneras violentas, Santandreu reproduciendo la identidad sexual de la agresión).

saludos

Horrach dijo...

Artqwin, interesante el caso que cita. Hace años escribí una entrada en este blog sobre la paranoia, enfocada desde el mimetismo interindividual girardiano, y centrado en la figura del escritor Philip K. Dick, que paradójicamente dejó de ser paranoico durante el especio de tiempo en el cual el caso Watergate sumió en todo tipo de paranoias políticas a su país.

saludos

Al59 dijo...

Por ahí va la cosa, sí. Conecta con la compulsión, que parece una manera distinta de referirse al mismo fenómeno: un deseo irreprimible de repetir las experiencias intensas, con independencia de que sean dolorosas o placenteras. Lo peculiar en este caso es que la repetición adquiere un tono ritual, conmemorativo, y al cambiar el signo (lo que daba dolor a secas da ahora dolor y placer, a un tiempo) sublima o exorciza la obsesión. Me vino a la mente también, en el mismo sentido, la cuestión de las fantasías eróticas sobre nazis de las que nos habló hace algunas entradas. Un freudiano más decidido que yo quizá entraría a insinuar que ni siquiera en la experiencia primaria hubo sólo dolor; pero tal vez sea ir demasiado lejos.

Horrach dijo...

Pero es lógico que la experiencia se repita en clave ritual, pues ya obedece a una estrategia (consciente o no) de rememoración de la experiencia extrema vivida.

El tema es apasionante, y parece ir contra toda lógica, pero la tiene, aunque sea paradójica, un double bind, un pharmakon. Será que en esos momentos dramáticos, al margen del placer o del dolor que uno padezca (o diga que padeció), lo que deja huella es la profundidad de la experiencia, lo que tiene de ahondamiento total en el ser y en el mundo, la palpitación vital, y de tarde en tarde se necesite darle un espacio de renovación. El aura del poder, aunque uno sea quien lo reciba y no el que lo inflija. Algo relacionado con una superioridad ontológica. La dialéctica amo/esclavo, que es la que preside lo que recuerda usted de la pornografía nazi, busca eso, un afianzamiento vital, un punto de anclaje, una escenificación del dominio, y es secundario el papel que uno juegue en este duelo de oposiciones (en la recreación los roles pueden intercambiarse perfectamente, es la estructura de oposición la que perdura). Experiencias tan drásticas, para quien las ha experimentado, pueden ser ya una droga que necesita volver a tomar periódicamente.

saludos

Artqwin dijo...

Hola, Luisa, primero, gracias (por lo de no malsano), segundo, no entiendo a qué se refiere con la parte de volver en el poema ¿lo podría especificar un poco más?
He estado mirando por ahí sobre sueños y he encontrado esto:
http://foro.ekiria.net/index.php?topic=5453.0;wap2
sobre sueños lúcidos y su relación con las psicosis.
Yo a veces soy consciente de que estoy soñando y sólo una vez, sólo una, pude además dirigir mi sueño. Elegí volar, dicen que es un sueño bastante típico pero sin embargo no es algo con lo que yo sueñe habitualmente, de hecho, es muy raro en mí. Es curioso, pero de pequeña mi sueño recurrente era precisamente el de ser perseguida, nunca como pesadilla sino como aventura. Me parece un ejemplo más de cómo, si se produce algún tipo de ruptura en el mecanismo de los sueños, bien podría uno creer ser perseguido. Por ahí he visto que se preguntan por qué los delirios son dolorosos y no placenteros. Pero si está relacionado con los sueños, también cuando estamos mal, soñamos inquietos y que te diagnostiquen o que se te declare una enfermedad de éstas no es precisamente algo relajante. Se habla de la distorsión social de estos enfermos como si sólo fuera cosa de ellos pero no es así.
He visto también que hablan de que padecen insomnio, como síntoma más bien pero incluso podría ser "causa", es decir creo haber leído por ahí que si se priva a alguien del sueño se pueden producir delirios. Al menos podría haber una causa conjunta.
Lo de las experiencias traumáticas, es cierto que quedan grabadas con mayor profundidad y que se viven de modo más intenso , a mí me parece que por supervivencia, pero no creo que eso les dé más valor. Francamente prefiero experiencias menos intensas, aunque imagino que va con la personalidad o con el umbral sensitivo de cada uno. No creo que haga falta ser freudiano para decir lo que Al59 insinúa. En cualquier experiencia hay un enorme cúmulo de sensaciones, unas positivas, otras negativas. No quiere decir que a uno necesariamente le guste que le peguen ni que recree aquello por cierto placer perverso. En mi opinión pueden ocurrir varias cosas, una es que la experiencia te deje totalmente tocado y desequilibrado. Otra que la rememores con el único fin de encontrar el punto por dónde escapar si ocurre de nuevo, es decir, tratando de recuperar el control, de volver a sentirte seguro; de aprender. Has vivido una situación, como dice Horrach, de poder, involuntaria... (sigue)

Artqwin dijo...

Tal vez se recrea, no independientemente de como víctima o verdugo, sino con la única intención de tener tú el control; en fin, de convencerte de que lo tienes. En el caso de Rihanna, tal vez convencerse a sí misma de que le pasó porque ella quería. Porque aceptar lo contrario puede ser terrorífico, es una forma de calmar la ansiedad por raro que parezca y de volver a caminar por el mundo como si en realidad fueses intocable. No renunciar nunca a la creencia de que estamos a salvo, con todo bajo control. Se dice efectivamente que muchos violadores fueron violados pero a mí me parece que también ocurre que una víctima se fractura no sólo físicamente, si te rompen ciertos esquemas con los que andas por la vida, sin ser consciente de ellos siquiera, dejas de ver ciertas cosas como barrera real, sólo es entonces una barrera que puedes aceptar o no. Depende finalmente de lo que uno elija y del apoyo que encuentre, del conocimiento que pueda tener sobre lo que le ocurre. Pero NO aceptaré nunca que bueno, que tal vez, "se lo haya buscado", "en el fondo le gusta" o cualquier cosa por el estilo. No hay ningún fondo, Horrach. Hay conciencia de pérdidas de poder, pero realmente tampoco existe ese juego de poder, más que como juego, ilusorio; que parece atraerle tanto, nadie lo tiene en su mano. Hay momentos, pero todos somos igualmente vulnerables. Vivimos ocupando sólo parte de la realidad.
Cuando un terremoto asola nuestra casa no lo hemos buscado ni provocado y aunque de él aprendamos cosas positivas hubiéramos preferido que no ocurriese; incluso aunque nos libere de responsabilidades que a lo mejor no deseábamos. Es lo mismo que se dice sobre la muerte de los seres queridos, cuando por ejemplo han estado enfermos largo tiempo, en parte es una liberación; lo cual no significa que no amaras a esa persona o que no hubieses elegido, de haber podido hacerlo, salvarlo. Aceptar esto dicen que forma parte de una buena asimilación, para poder continuar.
Horrach, sinceramente, a veces me parece que usted sólo estuviera buscando una excusa que le permita cualquier desmán contra los otros; algo que le justifique, que es lo que me parece en suma cualquier acto de violencia. Si se vuelve agresor, voluntario o no, al menos reconózcalo, me parece que esto lo entenderá. Y que le puede hacer ver el verdadero origen, algo que parece buscar.
Saludos.

Horrach dijo...

Pues no entiendo la deriva moralizante del final de su texto, Artqwin. Parece que me está llamando 'monstruo', o tal vez he leído mal. No entiendo por qué debería buscar yo excusas para 'justificarme', y menos con violencia por el medio. ¿A qué o a quién se supone que debería agredir un servidor si se convierte en un agresor (hecho que parece dar usted por seguro, antes o después)? Francamente, creo que se le ha ido la mano, aunque no acabo de discernir el momento del desvío. Desde que salió la inmensa 'Crash' a colación, tal vez. Pero no se preocupe, no es la única persona que se ha dejado llevar por estos delirios refiriéndose a mí, soy especialista en promover estos miedos en determinadas mentes.

Sólo añadiré una cosa, referida al texto: cuando hablo de 'juegos de poder', o expresiones similares, no entiendo nada lúdico que el ser humano se invente. Los juegos de poder, desarrollados a nivel interindividual, podrán tener un cierto componente imaginativo, pero obedecen a causas fundamentales para todo hombre: lo que comentaba anteriormente sobre la 'configuración de identidades', la búsqueda desesperada de ese arraigo en el ser que nos permita una cierta estabilidad, certeza, seguridad, etc. Una huida del desarraigo y de la escisión que todo hombre lleva (la escisión y el desarraigo) desde la cuna por el hecho de ser hombre.

saludos

Artqwin dijo...

No tiene que ver con Crash en absoluto; tal vez piensa que me afecta la opinión de los demás, no es así. Pienso en lo que dicen, evalúo si creo que es cierto o no y no me preocupo más. Y si quiere, le digo como lo veo realmente: un grupito se considera autointelectual, eso es muy bueno y eleva mucho la autoestima, y a este grupito se adhiere todo el que tiene intereses similares. (No quiere decir que le quite su mérito al conocimiento o al gusto por él). Si tienes su mismo gusto tienes buen gusto, si no, no entiendes nada. No me parece un criterio ni una actitud intelectual superior a la del común de los mortales; ni un funcionamiento de grupo distinto al común de los grupos.
Con respecto al otro, que piense lo que quiera, me preocupa más lo que pienso yo y confío lo suficientemente en mi propio pensamiento como para valorarlo a pesar de que otros mantengan una idea contraria, sean quienes sean esos otros; no tiendo demasiado a la admiración incondicional intelectualmente, soy muy crítica.
Sí tiene que ver con otras cosas, por ejemplo, quizás, con lo de ciertas mentes, usted no conoce mi mente, no más que yo la suya y en realidad me parece que menos, si nos ponemos a ese nivel. Le veo muy a la defensiva. En cuanto al poder para mí es más una cuestión de libertad; no le digo que no sea lo mismo en el fondo, pero se centra en distintos aspectos. No le creo tonto, como sí parece creer usted que son los otros, mediocres, en comparación con usted. Le acepto lo de deriva moralista, ya ve, al fin usted tendrá la moral que le venga en gana, siempre que no afecte a mis propios derechos o a los de otros, no en lo que se refiera a usted mismo. También tengo mi propia moral que me permite ser lo que otros puedan considerar imperdonable y valorar tal vez positivamente lo que usted considera negativo; mientras no infrinja la ley es asunto mío. Y puede tener también que ver con otras historias como su trabajo social. Tal vez no entiendo su sentido del humor, o tal vez simplemente se cree más listo de lo que es o nos cree más tontos de lo que somos.
En fin, haga como yo y no se mosquee tanto. Al fin, qué le puede importar. No sé si es usted un monstruo y no es lo que he dicho. No se comporta como un monstruo en este blog, todo lo contrario, siempre educado y atento ¿Es siempre así?

Horrach dijo...

¿Cómo? ¿Que haga como usted y 'no me mosquee tanto'? Bonito ejemplo de ponerse autoindulgentemente a uno mismo como modelo: 'tú, haz como yo'. Paternalismo de grado 8, como poco. Además, mi comentario de anoche era de sorpresa, no de mosqueo, y me sorprende más que me acuse de especular con su forma de ser cuando ha sido usted la que ha hecho saltar la liebre.

Me sorprenden también esas reflexiones que hace sobre 'el grupito autointelectual' y la objetividad de sus juicios (los de usted). Extremadamente a la 'defensiva' la veo, sirviéndome de una palabra que usted utilizaba para referirse a mi comentario de anoche. Que trate de reforzar tan marcadamente los consolidados criterios que guían sus juicios cuando yo no los he puesto en duda (usted deduce que mi referencia a 'Crash' lo ponía en duda, pero eso no es así), es muy aventurado, y delatador, ya que estamos, de su nivel de susceptibilidad. No la veo tan segura como quiere demostrar.

Eso sí, lo de que tal vez me considere más listo de lo que soy es una posibilidad con muchas opciones de ser real. En el momento de la tesis en el que me encuentro lo he pensado muchas veces, y gente cercana me lo dice de vez en cuando, de forma más o menos velada (o no tanto).

saludos

Artqwin dijo...

Perdona hijo pero la intolerancia primera no ha sido la mía, ni he sido yo quien la recrea, la había olvidado ya. Y además no es capaz de pillar ironías. Inseguridad la del que no es capaz de aceptar un juicio contrario; o la del que se desdistancia del otro cuando aparece una a adjetival, suficiente para devaluar opiniones. Un saludo, francamente me aburren estas trifulcas, ¿a otra cosa?

Horrach dijo...

Francamente, me sorprende todo esto. Es que no sé donde reside mi primera 'intolerancia' hacia usted, la verdad. Creo que no la critiqué por el hecho de que no le gustara 'Crash' (a ver si me atribuye a mí lo que le dijo Koolau, que tanta pupa le ha hecho, por lo que se ve), simplemente insistí en los motivos que me hacen ver esta película con buenos ojos. ¿Insistir en mis gustos es una muestra de intolerancia?

Tampoco entiendo que me diga que no 'acepto juicios' contrarios a los míos. Échele un vistazo al blog y dígame donde he censurado la opinión de nadie. Muchos me han puesto a caer de un burro, como suele decirse, y en algunos casos de forma muy insistente, pero eso no me ha decidido a instalar la moderación de comentarios, ni a borrar ni una sola intervención. Me he defendido cuando lo he considerado oportuno, eso sí, pero no sabía que defenderse (sin censurar) es una forma de intolerancia. Por eso me parece exagerada su reacción en esta entrada, de ahí que la calificara de 'deriva'.

Pero bueno, por mi parte esta extraña discusión está ya cerrada, no tiene sentido proseguirla. A otra cosa.

Luisa dijo...

Artqwin, no quería dejar sin responder al porque lo de volver en el poema, no me alargare, considero que teniendo en cuenta todo el poema, volver es un sacrificio, en sentido que es como muy triste volver para alimentar el cuerpo y las necesidades mundanas, es lo que entendí. Cierto que es necesario, hay ocasiones en que volver es renunciar al alma, claro que no si se trata de una patología, Pero no tiene que ser a eso a lo que se refiera el poema puesto que de las patologías mentales difícilmente se vuelve, mas bien se esta.
Normalmente cuando se sueña que te persiguen, es angustioso, mucha suerte que el sueño sea en plan aventura, yo los he tenido y siempre era una angustia que alguien te persiga. En cuanto al sueño, dirigir el sueño aunque solo sea una vez me gustaría experimentarlo, yo he volado asustada por no comerme los cables de la luz xD.
Puede que se debieran estudiar mas los sueños, en los casos de personas enfermas, los delirios son muy dolorosos cierto, eso me han dicho, porque es terror.
Perdón por alargar esto.El tema de los sueños me fascina, aunque tampoco lo entienda mucho.
Horrach gracias, porque tengo la sensación de que he utilizado su blog como foro :)
Saludos.

Related Posts with Thumbnails